Cambia lo que necesites

¡Aprende que siempre es posible!

Si optas por seguir la consigna de la canción de Alaska (Nunca cambiare), te condenarás a la inmovilidad y pasarás la vida tropezando con la misma piedra y repitiendo los mismos errores.

Cambia lo que necesites

La otra opción es crecer, aprender a ser una persona más madura, eficaz, sabia y feliz.

No se trata de que rechaces tu personalidad, sino que observes qué rasgos de ella te ayudan a conseguir tus objetivos y a vivir mejor y cuáles te complican la vida y te hacen sufrir, a ti y a las personas que te rodean.

El objetivo es estar presente en tu propia vida, ser consciente, conocerte mejor y hacer de ti mismo un aliado y no tu más temible enemigo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.